28/02/21 – «Paro de Estibadores» – El Ente Portuario exige a los gremios una solución definitiva al conflicto»

Habiendo transcurrido más de 48 horas desde el arribo del buque Daiwan Infinity al puerto de Concepción del Uruguay, y habiéndose dictado una Conciliación Obligatoria por parte de la Secretaría de Trabajo de Entre Ríos, el Ente Autárquico Puerto Concepción del Uruguay (EAPCU), exige a las partes involucradas que se arbitren los mecanismos necesarios para llegar a un acuerdo definitivo que permita el normal desempeño de las tareas de embarque.
El Puerto de Concepción del Uruguay no es parte de este conflicto entre cúpulas sindicales del sector de la Estiba que se disputan la representatividad y los aportes sindicales de los trabajadores.
Sin embargo, pese a ser ajeno al conflicto, el Puerto está siendo directamente afectado en su funcionamiento actual y en sus perspectivas de desarrollo futuro.
Ante esta situación, el Gobierno de Entre Ríos, a través de la gestión de la Ministra de Gobierno y Justicia, Rosario Romero, y de Producción, Juan José Bahillo, ha propiciado la intervención de los organismos provinciales y nacionales para facilitar todas las instancias de diálogo necesarias. En ese marco, este domingo 28 de febrero de 2021 se dictó la Conciliación Obligatoria a través de la Resolución 066 de la Secretaría de Trabajo de Entre Ríos.
De esta manera, también se busca garantizar la preservación de las fuentes de trabajo, ya que la comunidad portuaria observa con preocupación cómo la disputa entre dos gremios genera un perjuicio enorme al sistema portuario entrerriano luego de años de esfuerzo para lograr su recuperación actual y su desarrollo futuro.
El Puerto de Concepción del Uruguay seguirá siendo garantía de participación para todos los trabajadores que hacen de este puerto una fuente de trabajo que involucra de forma directa a más de 400 personas en cada uno de los embarques, dentro de las cuales se encuentran también más de 150 trabajadores de la estiba.
A lo largo de más de dos años de trabajo ininterrumpido desde su reactivación, y después de 40 embarques sin ningún tipo de problema, este puerto ha dado sobradas muestras de amplitud y participación para todos aquellos trabajadores dispuestos a fortalecer la labor portuaria como un pilar para el crecimiento y el desarrollo de la comunidad, y de nuestro país en general.