SOCIEDAD

12/11/21 – «Misterio en torno a un crimen de tinte mafioso – Los investigadores no confirmaron ni el sexo e identidad del cuerpo calcinado dentro del utilitario en 35 del Oeste y Belgrano»

Personal de Bomberos Voluntarios de Concepción del Uruguay, acudió ante el incendio de un vehículo utilitario, en la zona oeste de la ciudad, que fuera alertado por un llamado desde el Comando, que indicaba que había un rodado que se encontraba consumido por el fuego y humeante. En el interior había un cuerpo y más allá de la falta de información oficial, fuentes indicaron que se trataría de una persona de sexo masculino.

Macabro hallazgo

Al llegar los bomberos, encontraron el rodado sobre calle Belgrano mirando en dirección al este, a unos 100 metros de la intersección con calle 35 del Oeste, instante en el cual procedieron a enfriar al vehículo en cuestión, que aparentaba ser una Trafic que no sería de la ciudad, percatándose que en el interior, tirado sobre la zona de los asientos delanteros, había un cuerpo humano literalmente calcinado y por su estado irreconocible, a tal punto que no se podía determinar si era un hombre o una mujer.

Llegan los peritos y autoridades

Mientras se encontraban los bomberos, llegó una patrulla de Comisaría Cuarta, que comenzó con las diligencias y comunicó la novedad a las autoridades de turno.

Momentos más tarde comenzaron a llegar los funcionarios dela División Investigaciones y los jefes de la Departamental Uruguay, comisarios mayores, Martín Gaillard y Sergio Cardona, arribando más tarde la fiscal María Occhi, acompañada por el médico forense de Tribunales, doctor Siemens, tras lo cual comenzaron las tareas del personal de la División de Criminalística.

La zona fue perimetrada para evitar que se puedan acercar al escenario del hecho y que se puedan perder elementos que permitan llevar al esclarecimiento del hecho.

Si bien no se dio información oficial se supo que los restos humanos hallados estaban ubicados de manera que la persona fallecida estaba atravesada desde el lado del acompañante, con su cabeza en la zona de los pedales de manejo.

Según se observaba desde, se realizaron levantamientos de rastros en el vehículo y elementos que había en su interior, al tiempo que se tomaron infinidad de plazas fotográfica y huellas, para luego proceder a retirar el cuerpo en la morguera, el cual será llevado para intentar determinar las causa de la muerte, sexo e identidad, ya que el fuego lo dejó irreconocible.

La situación se manejaba bajo el más estricto silencio y no se brindaron partes oficiales respecto de lo ocurrido, que tiene un tinten mafioso, que bien podría tener relación con cuestiones de drogas o venganza.